Instituto panameño revela uso de animales en rituales mayas

6

Los Científicos del Instituto Smithsonian de Investigaciones Tropicales en Panamá revelaron hoy que los mayas criaron y vendieron animales para uso ceremonial.

‘En Asia, África y Europa la gestión de animales fue de la mano con el desarrollo de las ciudades, pero en las Américas la gente pudo haber criado animales para propósitos ceremoniales’, expresó la arqueóloga Ashley Sharpe, quien descubrió que este comercio inició en el período Preclásico, hace unos dos mil 500 años, y se intensificó durante el Clásico.

Cabe señalar que los rituales con sacrificio de humanos y animales y la crianza de estos para la alimentación desempeñaron un rol importante en el desarrollo de los mayas, refiere la investigación, que analizó restos encontrados en Ceibal, Guatemala, uno de los primeros sitios ceremoniales de esta civilización.

De acuerdo con el informe de Smithsonian, la mayoría de los huesos y dientes hallados pertenecían al período Preclásico Medio Maya (700-350 antes de Cristo) y a especies como perros, pavos, felinos grandes y un pecarí (cerdo salvaje), los cuales comían maíz.

El análisis isotópico de los huesos reveló que los ciervos, cazados en el bosque y no dosmeticados, mostraban marcas de sacrificio, en tanto los felinos comían animales que se alimentaban de plantas silvestres.

Pero, sorprendentemente los huesos de la mandíbula de dos perros encontrados en pozos profundos en el corazón del antiguo complejo ceremonial poseían restos de isótopos de estroncio, que se asemejaban a las regiones más secas y montañosas cercanas a la actual Ciudad de Guatemala, precisó Sharpe.

‘Esta es la primera evidencia en las Américas de los perros moviéndose por la región’, comentó Sharpe, quien recordó que con anterioridad se descubrieron rastros sobre el traslado de los canes a las islas del Caribe.

En el caso del felino grande (jaguar o puma), aseguró que el análisis del esmalte dental arrojó que el mismo no era salvaje, pues al parecer ingería animales que se alimentaban de maíz, de ahí que es casi probable que fue capturado y criado en cautiverio, o vivía cerca de las aldeas.

‘Estudios como este empiezan a mostrar que los animales desempeñaron un papel clave en ceremonias y demostraciones de poder, que tal vez impulsaron la cría de animales y el comercio’, apuntó la experta.

 

Leave A Reply

Your email address will not be published.