Gracias a la colaboración de la ciudadanía, se logró recuperar al bebé

7

El Ministerio Público (MP) confirmó, este lunes 15 de febrero, en conferencia de prensa, que la mujer que raptó al recién nacido de la sala de neonatología del Hospital San Miguel Arcángel (HSMA) fingió estar embarazada durante ocho meses y que con el apoyo de la ciudadanía se logró recuperar al bebé el mismo día que fue sustraído del nosocomio.

El fiscal auxiliar encargado, Rafael Baloyes, explicó que tan pronto el Ministerio Público (MP) se enteró de lo ocurrido en el HSMA  se montó un operativo conjunto con la Policía Nacional (PN), la Dirección de Investigación Policial ( DIJ) y todo el personal de la Fiscalía, para lograr el rescate del infante lo más pronto posible.
Destacó que una de las primeras acciones fue acercarse al hospital para analizar las grabaciones y se recogió versiones de las personas que estaban de visita en el momento que se sustrajo al bebé de su cuna.

Baloyes reconoció que gracias a la colaboración de la ciudadanía se logró capturar a los autores de este hecho. “Recibimos información en horas de la noche, del domingo 14 de febrero, que nos alertó de la llegada de un bebé a un apartamento en calle 10, Río Abajo”.
Inmediatamente, las autoridades de policía llegaron al domicilio donde estaban dos personas y el recién nacido. Una tercera persona se ubicó en el Naranjal, en el corregimiento de Pedregal, también implicado en el hecho.
Explicó que las personas involucradas en el ilícito no tienen relación parental ni de amistad con la madre de la criatura ni solicitaron dinero, por lo que se descarta el móvil de  secuestro. ” La mujer engañó a familiares y vecinos fingiendo estar embarazada por ocho meses.
La mujer llegó a comprar ropa de bebé y acudió a instalaciones de salud a supuestos controles prenatales. Al término de los ocho meses, sigilosamente se introdujo en el HSMA y sustrajo al recién nacido, sin que fuera interceptada.
Tras recuperar al bebé, se trasladó al HSMA. “El reencuentro fue algo que nos impactó, porque fue un acto de amor inmediato: la madre lo acurrucó y él se pegó a su seno”.
El menor, raptado el pasado domingo 14 de febrero del HSMA, está con su madre, fue evaluado en el Hospital del Niño (HN), donde confirmaron su buen estado de salud.
“La sustracción es un delito, una conducta delictiva y en el transcurso de los días se podrá comprobar la responsabilidad de estas personas en este hecho. La condena por este delito quedará en manos de los tribunales”, subrayó el fiscal.

Baloyes señaló  que lo ocurrido debe servir de lección a los regentes de la salud, ” que implemente un poquito más las medidas de vigilancia”. El HSMA tiene cámaras de seguridad, pero no cubre todas sus instalaciones.

Leave A Reply

Your email address will not be published.