Noticias 7 Dias Navidad

Se pierden armas militares en armería del SPI

49

El abogado Raúl Eduardo Molina, reiteró la pérdida de armas de guerra y explosivos de la armería del Sistema de Protección Institucional (SPI), sostuvo que la denuncia la recibió el pasado sábado 24 del mes en curso a través de las redes sociales, y que la misma procede de una fuente altamente confiable, las aseveraciones del jurista se dieron en TVN Canal 2.

Agregó Molina, que al analizar la magnitud de la información recibida, procedió a preguntarle a la fuente, si lo enviado era una broma o era un tema serio, y le respondieron que era un tema serio y sensitivo, agregó que el informante le reiteró la máxima reserva en torno a su identidad, afirmando que por tal razón él asumió esa responsabilidad al subirlo a redes sociales.

Según Molina, el transmitirlo por la redes no fue con fin de generar controversia o una situación parecida, sino para orientar las autoridades del gobierno a que respondan primero si es cierto o falso la denuncia, y de resultar cierta expliquen cuando y como se perdieron, si fue en una sola acción delicitva, o han sido extraídas paulatinamente.

En lo personal, descartó que haya sido una extracción en un solo acto, debido a la cantidad de armas, eso dificultaría sacarlas de una armería sin que nadie se diera cuenta, salvo que hubiese complicidad en el engranaje donde se guardan las armas, indicó además, que sí las autoridades deben aclarar la denuncia, sostuvo que no ha habido reacción alguna por parte de los rectores de los entes de seguridad, desde el sábado cuando la información fue subida a las redes sociales.

Catalogó de preocupante el silencio sostenido hasta la fecha por parte de las autoridades, en torno al tema, y más preocupante aún, a criterio de Molina son el tipo de armas que se denuncian fueron robadas, son armas de guerra, que no se pueden adquirir legalmente en el país por parte de los ciudadanos.

Puntualizó, que son sólo adquiridas y de uso privativo de estamentos de seguridad, puso de relieve, que entre lo extraviado hay granadas, y ningún ciudadano puede adquirirlas, porque no hay comerciantes autorizados para venderlas en Panamá, y lo peor de todo esto,es que esas granadas no son de mano, se manejan con un lanza granada.

Acotó el denunciante, que esas eran armas eran propiedad del SPI, y en teoría debían estar custodiadas, y que la gran pregunta es ¿Cómo salieron de esa área restringida?.  Aquí tiene que darse una explicación o en su defecto abrirse una investigación, consideró que el asunto en cuestión es lo suficientemente sensitivo y grave, para que obligue a alguien, sea del gobierno o una autoridad de seguridad que lo explique.

Consultado si esa explicación podía venir del Ministerio de Seguridad, Molina respondió que no confía en ese ente de seguridad, debido a lo publicado en un reportaje elaborado y proyectado por TVN Canal 2; donde el titular de la Dirección Institucional de Asuntos Seguridad Pública, Luís Zegarro afirmó que quienes suministraban las armas a los criminales, eran los portadores legales de armas.

Nosotros estamos viendo que armas del Estado panameños se han perdido, y el señor Luís Zegarro ha venido sosteniendo de manera reiterada unas estadísticas que no tienen asidero científico como sustentarlas, hemos cuestionado dichas cifras, la pasada semana la Asociación de Propietarios de Armas efectuó una conferencia de prensa, donde el periodista Jean Marcel Cherry sustentó que las cifras esgrimidas por el director Zegarro, no tienen sustento real, y aquí vemos que la realidad es otra.

Se le interrogó si la denuncia de las armas está relacionada con las empresas importadoras y vendedoras de armas, las cuales desde la administración anterior no pueden importar, Molina dijo “nada tiene que ver una cosa con la otra, pero esa prohibición demuestra que lo sostenido por el gobierno anterior y el actual no ha resuelto el problema”.

Recordó Molina, que la medida inició en el 2,010; y la misma no ha logrado solucionar el problema de la violencia, al contrario la población siente que la misma se agudiza día con día, irónicamente el abogado Molina, manifestó que de ser cierto el robo de esas armas, las mismas han ido a parar a manos del crimen organizado, porque no cree que la orden de la Madre Teresa de Calcuta compre este tipo de producto.

Entre las armas presuntamente robadas hay granadas M203; fusiles de asalto M4; pistolas y otras, vale recordar que en el mes de febrero de éste año a un delincuente común se le encontró en su poder una pistola propiedad del SPI, igualmente, en marzo de 2,016; se reporta la pérdida de 12 pistolas también propiedad del SPI, y finalmente en un allanamiento en Nuevo Tocumen en el sector Este de Ciudad de Panamá, se detuvo a un Teniente, vinculado al presunto robo de las pistolas.

Leave A Reply

Your email address will not be published.