La salud en Panamá: Tema de nunca acabar

3

Hace más de 14 años del doctor Ebrahim Asvat analizó en una de sus bitácoras, día de la publicación fue 28 de diciembre del 2007, el tema de los médicos en Panamá y la búsqueda de un mejor sistema de salud; hoy aún, al paso de varios gobiernos, no existe un lineamiento preciso para dar respuesta social a un escenario que cada día es más critico.  

——————————————————–

La Bitácora

Sistema de salud en Panamá
Dr. Ebrahim Asvat, catedrático universitario, empresario y analista político

 Por: EBRAHIM ASVAT 

Solo toqué el tema de la huelga médica en mis bitácoras en una oportunidad para explicar las razones políticas de la intransigencia con los médicos. El tema al final resultó una lucha estrictamente gremial y si bien es cierto el tema médico en Panamá es crónico;  la responsabilidad no recae en los médicos, sino en un sistema cabrón. Un enfermo ya de por sí tiene una condición psicológica alterada; el enfermo busca atención para regresar a la normalidad. Cuando la atención médica se atrasa o es impagable la productividad y el bienestar del país se ve afectado.

Debiéramos partir de un sistema nacional de atención médica que cubra a todos los residentes de nuestro país. Nadie puede ser privado de un sistema de salud disponible para atender sus necesidades. Para lograr ese objetivo considero importante socializar la atención médica y hospitalaria.

El Estado debe cubrir la necesidad médica de todo panameño, independientemente de su situación económica. Para ello debe contar con médicos, clínicas y hospitales para brindar el servicio; la carrera médica debe incorporar a todos los médicos con idoneidad para practicar la medicina. Todos sin excepción deben entrar al servicio obligatorio del Estado y a la carrera administrativa médica, fuera de sus horas de servicio los médicos podrán prestar servicios privados con carácter de accesibilidad.

Esto le garantiza al sistema el personal necesario y a cada ciudadano la posibilidad de vivir fuera de las tensiones propias de lo que cuesta y lo que afecta una enfermedad cuando no se presta el servicio público o no se cuenta con los medios económicos. Yo creo que el Estado debe liberar a todo panameño de esta tensión o afectación; suficiente es el efecto psicológico que sufre un ciudadano cuando le detectan un mal para ir añadiendo otro relacionado con su incapacidad para lograr sobrellevarlo o liquidarlo. Pongo este tema a la discusión pública.

El sistema requiere del aporte de los que económicamente podemos contribuir; no es una propuesta comunista ni nada por el estilo, ya que existe en países como Canadá y Reino Unido. No veo por qué no lo podemos implementar en Panamá y dar por terminado el sistema imperante que tenemos. Temas como la salud y la educación deben ser garantizados a todos los panameños sin distinciones. Necesitamos salud y educación de calidad y no se resolverá si no viene un gobernante que rompa el nudo gordiano burocrático e inoperante. Es poco lo que nos puede satisfacer el sistema existente.

 

Leave A Reply

Your email address will not be published.